Y nos hicimos amigxs, feliz viaje Ajedrez

Cuando apareciste abandonado en un descampado al lado de la carretera, confiaste en la primera humana que viste. Sabías en tu experiencia de conejo domestico, que son amigxs  que dan comida. Aunque a veces desaparezcan y te quedes solo, bajo las estrellas, buscando cobijo y alguna hierba que sepa mejor que otra para comer.


Por eso seguiste a esa humana y a su perra, para que te llevaran a casa y tal vez con suerte tuvieran zanahorias.   Ella no tuvo corazón para dejarte solo y te llevo con ella, pero no podía hacerse cargo y pronto busco a otra persona avisando en las redes que no podía cuidar de ti y que te tendría que dejar a tu suerte.


Cuando vi tu foto tuve una corazonada,  sentí que ya tendrías suficiente con un abandono.  Y esa tarde prepare todo para tu llegada en la terraza azul. Cuando te vi enseguida note algo raro, tu pelaje estaba demasiado maltrecho para solo haber estado abandonado, te metí en tu casa. 


Al día siguiente empezaría la primera de todas las revisiones veterinarias, del tratamiento que te hicieron para curarte la sarna y tiña que tenias.  Luchaste como un campeón y tuvimos la suerte de que te saliera otra madrina para compartir los gastos.  


Mentiría si no te dijera que entre en pánico y hasta tu recuperación, no pensaba en otra cosa que en el peligro de tenerte en casa con el riesgo de contagio para todxs. Sin embargo confiaba que tanto para peludxs como para humanos habíamos tomado todas las medidas de cuidado y esperaba que todo fuera bien. Tú estabas en cuarentena y solo yo manipulaba contigo. 


Al final lo conseguimos, te recuperaste y ya era el momento de encontrarte una familia.
Habían pasado 2 meses, tu pelaje ya estaba brillante, habías bajado peso, estabas contento y una vez confirmado por la veterinaria te permití deambular por la casa a tu antojo. Una vez conociste los rincones, te negaste a que te volviera a cerrar la puerta. Solo hizo falta q pusieras la pata en forma de “no” cuando lo intente una vez, para dejártela ya abierta para siempre. 


Entonces descubriste a las gatas, a Xena, a Julie, a mí, corrías a nuestro alrededor, te gustábamos.  Te sabias guapo y sano, así que empezaste tu cortejo de conejo, marcando tu territorio y haciéndote notar.  Puedo decir que fregar más de tres veces al dia, hacía difícil que pasarás desapercibido.  Cuando gracias a una página de etología animal entendí que estabas enamorado, me hizo gracia, aunque ya me imaginaba algo.


Pensé hacer una fiesta en otoño para subvencionar tu castración, pero esta ola de calor, te invito a cruzar el arco iris al cielo de lxs peludxs, allí seguro entre zanahorias gigantes y una eterna primavera serás mas feliz.


He aprendido mucho contigo en estos meses, lo primero a valorar la vulnerabilidad de todxs lxs seres vivos. Valorar el tiempo y el cuidado.  Fascinada con tu inteligencia y tu forma de comunicarte con todas.  He aprendido mucho de conejos, para poderte entender, me he dado cuenta del problema tan grave que hay en España con la tenencia de animales exóticos en foros.  Aunque ya sabía que la tenencia de gatxs y perrxs, era un problema ya.  La gente no se hace “responsable” de toda la vida del animal, de todos los cuidados. 


Por eso pienso que la normativa tiene que endurecerse, que todos los animales tienen que estar identificados y sus “guardianes”  (prefiero esta palabra a dueñxs), tienen que estar registrados. Así se evitarían los abandonos, el maltrato… 


Creo firmemente que tiene que existir un hospital público para mascotas,  porque una mascota enferma y posteriormente abandonada, es un problema grave de salud pública. 


Y finalmente me enseñaste a abrir mi cabeza a otras formas de comunicación mas intuitivas, me conectaste con la tierra.


Por todo ello, te doy las gracias Ajedrez.

Te queremos y te pensaremos siempre

Asor



 
-----BEGIN GEEK CODE BLOCK----- Version: 3.1 #asor/GIT/B$/L/H dx s+:+ a+ c++ BSDP L+e+++ W+++ O+++ M++ PS++ PE- - Y+ R+ !TV B++ G E+ R- Z ------END GEEK CODE BLOCK------